Si te han aplicado el microblading, pero los resultados no fueron los esperados, no te preocupes. La buena noticia es que es posible borrar y eliminar la técnica del microblading a través de la aplicación láser, el matizado de pigmentos o mediante la despigmentación con ácidos orgánicos.

Sin embargo, como nuestro compromiso ético y profesional se basa en informar y advertir sobre los posibles efectos secundarios de cada tratamiento, hoy hablaremos de la durabilidad y eliminación del microblading.

¿Cuánto dura el microblading?

Antes de abordar el tema de la eliminación, vamos a hablar de la durabilidad del microblading. Recordemos que la duración habitual es de 8 a 12 meses, aunque bien puede durar hasta 1 año y medio si los cuidados posteriores son favorables.

Esta técnica de tatuaje semipermanente se realiza en la capa superficial de la piel. Motivo por el cual el pigmento se va degradando poco a poco hasta que los trazos finalmente desaparecen. Por ello es importante asistir a tiempo a las sesiones de retoques, ya que como bien hemos indicado, no es una técnica permanente.

¿Por qué se borra el microblading?

Si tus cejas se han borrado antes de lo previsto, seguramente se deba a:

  • La calidad del pigmento: No todos los pigmentos son de buena calidad y no todas las clínicas se especializan en microblading, micropigmentación o nanoblading. Por esta razón, es importante acudir a centros profesionales certificados que manejen marcas y equipos de calidad a la hora de aplicar el tratamiento.
  • Trazo superficial: Si bien el microblading se realiza en las capas superficiales de la piel, un trazo demasiado fino puede borrarse en cuestión de meses. En este sentido, el estudio de la piel y la precisión de la técnica son aspectos decisivos que determinan la calidad del tratamiento.
  • Trazo demasiado profundo: En este caso, un trazo con mucha profundidad puede inflamar el tejido, acelerar el proceso de cicatrización, crear una costra mucho más gruesa de lo normal y deteriorar el pigmento.
  • Descuido: Como parte del éxito del tratamiento depende de los cuidados posteriores, el paciente debe respetar las indicaciones del especialista. Puesto que algunas veces el resultado final se ve afectado por el descuido o por la implementación de métodos inadecuados. En este punto, la comunicación y la reciprocidad con el profesional es crucial, ya que es quien debe prestar una asesoría integral enfocada en el cuidado de las cejas post microblading una vez termine la primera sesión.

Para más información sobre cómo debemos cuidar las cejas después del microblading, visita este artículo.

¿Se puede borrar el microblading?

Ahora sí, entremos en materia. ¿Es posible borrar el microblading? La respuesta es sí. De hecho, como el microblading es una técnica de maquillaje semipermanente, la eliminación de la misma, entra como opción dentro de las técnicas de belleza.

Por otro lado, cabe destacar que también es posible eliminar el microblading mucho antes de lo previsto. De manera que podrás someterte a sesiones correctivas a pesar del tiempo estipulado de duración, siempre y cuando el profesional lo considere prudente.

Hoy en día existen muchos métodos efectivos para el borrado del pigmento. No obstante, algunas de estas técnicas pueden tener efectos secundarios o, en todo caso, ser algo costosas. Y al igual que en el microblading, el nanoblading y la micropigmentación, la completa efectividad dependerá de las condiciones corporales del paciente.

Borrar microblading con láser

El láser es una de las técnicas más usadas para la eliminación de tatuajes, siendo el láser Q-Switch un avanzado haz de luz que puede captar diferentes longitudes de onda para actuar directamente sobre las tonalidades del pigmento.

De esta manera, el láser Q-Switch fragmenta los pigmentos acumulados para que el organismo pueda absorberlos con éxito.

Eliminar el microblading con esta técnica láser resulta efectivo, pero también hay que señalar los efectos secundarios que derivan del procedimiento. Además, cabe destacar que suele ser doloroso; aunque bien el dolor es similar al que experimentamos durante una sesión de microblading. Por ello, el especialista debe aplicar anestesia tópica para que las molestias reduzcan considerablemente durante el tratamiento.

Por otra parte, hay que hablar de las sesiones, puesto que una sesión suele durar de 25 a 30 minutos y son necesarias al menos 5 para finalizar el proceso. Parece mucho, pero es que no es para menos. Recuerda que hay que considerar los colores de la tinta además de su antigüedad para tener una idea del grado de complejidad de la técnica en función de tu tipo de piel.

Asimismo, es necesario respetar un espacio de 4 a 8 semanas por cada sesión para que la piel pueda recuperarse. No obstante, cabe señalar que los resultados se notan desde el primer día.

Efectos secundarios del láser

Como el tratamiento es ambulatorio, no presenta muchos efectos secundarios. En todo caso, es común notar cambios de color en la piel y cierto nivel de inflamación.

Mientras tanto, las pieles más sensibles pueden experimentar:

  • Picazón y ardor: la comezón y el ardor son efectos secundarios propios del tratamiento con láser, pero como bien hemos indicado, sólo se manifiestan en pieles demasiado sensibles.
  • Ampollas: también es común visualizar pequeñas ampollas en la zona tratada. Si esto sucede, debes dejar que sanen por sí solas. Pero, si en lugar de sanar empeoran, debes acudir rápidamente al centro estético.
  • Costras: es normal visualizar pequeñas costras después de una sesión con láser, ya que esto es parte del proceso de cicatrización de la piel.
  • Infección: si bien es poco probable que una sesión correctiva termine infectando la zona tratada, es importante recordar que las infecciones generalmente derivan de los cuidados inadecuados. En estos casos, el especialista mandará antibióticos para contrarrestar el nivel de infección.

Borrar microblading con ácidos orgánicos

La eliminación del microblading con ácidos orgánicos procede de compuestos naturales que estimulan la despigmentación de la piel. Así es como es posible destruir el pigmento utilizado en el microblading y estimular la absorción del pigmento de manera progresiva.

Para ello se recurre al uso de una máquina de micropigmentación, de manera que la sensación de “dolor” es similar al que experimentamos en las sesiones de tatuaje semipermanente. Aunque es claro que existen diferencias entre el microblading y la micropigmentación de cejas, de manera que no debemos confundirnos.

Efectos secundarios de la despigmentación con ácidos orgánicos

Los efectos secundarios dependen en mayor medida del tipo de ácido que se use y del cómo reaccione el cuerpo al tener contacto con el ácido. En otras palabras, el éxito del tratamiento correctivo también dependerá del tipo de piel.

Sin embargo, en líneas generales podemos esperar erupciones, micro quemaduras y rechazo al compuesto. Por otro lado, conviene mencionar que la exposición al sol es un factor claramente negativo para la actuación del ácido. Dicho esto, mantente alejado de los rayos UV.

Corrección con otros pigmentos

Algunos casos ameritan de una corrección con matizado para mejorar el aspecto de las cejas tras un microblading mal hecho. Para lograrlo, el artista especialista recurre a la inclusión de otros colores para perfeccionar la estética del tratamiento, evitando así la eliminación del mismo.

De todas las técnicas correctoras, el matizado con pigmentos es el más económico y el menos arriesgado a nivel epidérmico. Sin embargo, no todos los profesionales del microblading se especializan en este tipo de técnicas, ya que la calidad estética de la cobertura depende fundamentalmente de la precisión y de la exactitud del trazo.

Como ves, eliminar un microblading defectuoso es perfectamente posible. Pero antes de tomar cualquier decisión precipitada, piensa en términos de salud y economía.

Recuerda que si deseas mejorar el aspecto de tus cejas (incluso aún después de un tratamiento de tatuaje semipermanente) puedes contactarnos lo antes posible. Contamos con tecnología punta y brindamos una atención enfocada al cuidado y confianza de nuestros pacientes.

Te esperamos en nuestra clínica de Las Rozas. El lugar donde la profesionalidad y el compromiso están garantizados.

 

¡Pide una Consulta Gratis!